Salsa De Queso Para Macarrones

Intento trasmitir a través de las redes un claro reflejo de mi cocina. Una cocina alcanzable, que todo el planeta puede realizar, donde ingredientes sencillos pero de calidad son la clave del éxito. Recetas para el día a día, con cierta prioridad por lo clásico, pero donde asimismo hay sitio para viajar en el plato y, ocasionalmente, algo de imaginación. Creador de estoyhechouncocinillas.com.

Para hacer la salsa de queso, en una sartén ponemos algo de mantequilla o aceite. Ahora agregamos media cucharada de harina y la rehogamos. Añadimos leche hasta conseguir una salsa e incorporamos los quesos. Descubre una manera diferente, simple y rápida de cocinar pasta con estos ricos macarrones con queso al estilo americano de Joseba Arguiñano. Hasta entonces por una parte, ponemos el grill del horno a calentar y, por otra parte, ponemos un cazo a cocer a fuego retardado con 200 ml de nata para cocinar. En cuanto la nata esté ardiente, pero sin que llegue a hervir, añadimos cien g de queso que funda bien bien rallado o cortado en cubos pequeños.

Elaboración De Los Macarrones Al Queso Estilo Americano

Pon a hervir agua con sal en una cazuela y cuece la pasta durante 8-diez minutos o el tiempo indicado por el fabricante en el envase. Vamos a preparar un plato de pasta muy sencilla y rápida de preparar que agrada a casi todo el planeta. En el momento en que observemos que el Queso esta deshecho, agregamos los macarrones, removemos, dejamos 5 min descansar a fuego bajo y… En el momento en que veamos que el Bacon esta doradito, le agregamos 750ml de leche y dejamos hervir unos 5min a fuego medio. Por cierto, si emplear nata te tira para atrás por ser una comida de alto aporte energético, que sepas que puedes reemplazarla por leche evaporada. El plato te va a quedar algo menos cremoso pero también riquísimo y un tanto mucho más ligero.

Escurrimos la pasta, almacenar un poco de agua de la cocción por si la salsa queda muy espesa. Esta receta veréis que es muy fácil y si les agrada el queso os va a encantar. Se puede llevar a cabo con todo tipo de pasta corta, espaguetis, macarrones, la pasta que más os agrade. En una sartén al fuego ponemos la mantequilla hasta el momento en que se funda. Antes que llegue a quemarse añadimos la harina y removemos a fin de que tome color. Espolvoreamos los macarrones con 25 g más de queso rallado y los metemos de forma directa al horno a fin de que se gratinen.

Llama La Atención Con Esta Receta De Macarrones Con Butifarra Y Brócoli

Hervimos los macarrones según las normas del envase. Intenta que la pasta quede entera y en su punto. En cuanto los macarrones estén cocidos, los escurrimos enseguida y los echamos nuevamente en la olla sin agua.

Sirve con un poquito de pimienta recién molida sobre cada ración. Añade una migaja de nuez moscada y, si es requisito, rectifica de sal. Ponemos en un recipiente de horno, cubrimos con el resto del queso y damos un golpe bajo el grill hasta que la superficie dore un poquito. Este plato se hizo muy habitual entre pequeños y jóvenes, en tanto que en esta época era complicado hallar productos hechos con queso.

Agregamos la cebolla a la sartén y la freímos hasta el momento en que se quede transparente. Escurrimos los macarrones del agua de cocción pero sin enjuagarlos y cuando están bien calientes combinamos con la salsa de queso con movimientos fuertes para que ligue todo bien. En una cazuela ponemos abundante agua con sal yy un chorrito de aceite.

Transferimos inmediatamente los macarrones con queso a una fuente o, si se elige, a recipientes individuales que sean aptos para horno. Sin demorar, incorporamos la salsa de nata y queso a los macarrones y mezclamos bien. El queso que se necesita para hacer la salsa debe ser de los que funda bien, a fin de que se integre con la nata. En esta ocasión, le pusimos una aceptable dosis de queso emmental y lo condimentamos con nuez moscada ya que la combinación queda genial.

Puedes acompañarlos de un vino italiano como un Chianti o un Lambrusco. Pese a ser un plato de pasta, el origen de los macarrones mac and cheese está en USA, a lo largo de la Segunda Guerra Mundial. En España, los macarrones con queso se preparan comúnmente con queso cheddar, aunque tienen la posibilidad de emplearse otras variedades. De la misma manera, tienen la posibilidad de emplearse otros géneros de pasta. Como estos macarrones al estilo americano que te traemos hoy, pero con un toque muy particular que deberías evaluar.

Receta De Macarrones A Los 4 Quesos

Por otra parte, ahora os aviso que es una bomba hipercalórica de las que marcan época, así que calculad raciones pequeñas pues esta receta, aparte de calórica, es muy saciante. Un plato de macarrones con salsa de queso y cebolla sencillo y económico, que con escasos elementos tenemos la posibilidad de elaborar en poco tiempo. Un plato que se puede complementar con otros ingredientes como tiras de jamón, pavo o pollo y ofrecerle tu toque que mucho más os guste. Aprende cómo llevar a cabo macarrones con queso.

salsa de queso para macarrones

Cuando hierva a borbotones agregamos los macarrones. Removemos y dejamos cocer hasta que estén al dente. Escurrimos y pasamos por agua fría para cortarles el hervor y quitarles el almidón. Los reservamos en la olla añadiéndoles un hilito de aceite. Funde la mantequilla en una cazuela. Añade la leche de a poco y prosigue removiendo sin parar.

El color del queso cheddar puede cambiar desde el blanco hasta el anaranjado. El color anaranjado se debe a que le añaden un colorante natural elaborado con achiote. Pon todo en una fuente de cristal capaz para el horno y dale el ultimo toque con un tanto mucho más de queso espolvoreado por arriba, y lo gratinas en el horno durante unos minutos. No importa demasiado su color, el sabor es exactamente el mismo. Cocemos la pasta al dente siguiendo las advertencias del desarrollador, no todas las pastas son iguales y necesitan exactamente el mismo tiempo de cocción. Una vez este frita la cebolla, añadimos el Bacon a la sartén.

Y seguramente te encantará aún más cuando pruebes los macarrones que te planteamos aquí. Están aliñados con una salsa de queso realmente simple, que se prepara en un santiamén mientras se cuece la pasta. Y para finiquitar, un acabado gratinado que, desde luego, no sé a ti, pero por aquí se nos hace la boca agua con solo pensar en ello. De ahí que hoy iremos a enseñaros de qué forma se prepara esta receta de macarrones con queso al estilo americano, para que sepáis de qué manera interpretan esta receta de pasta en aquel país.

Pasos De La Receta

Incorpora la mostaza y prosigue quitando. Añade cien g de queso rallado, salpimienta y mezcla bien hasta conseguir una crema homogénea. Es primordial no dejar de eliminar mientras calentamos, hasta el momento en que la salsa ligue. En el momento en que se haya calentado un poco la leche echamos la mantequilla, sin dejar de remover bien, hasta que la salsa se convierta en una crema densa. Luego bajamos el fuego al mínimo y añadimos el queso cheddar, quitando nuevamente hasta que se incorpore.